icon-arrow-down icon icon-arrow-fill-down icon icon-arrow-next icon icon-arrow-prev icon icon-tag-close icon
VOLVER A LOS RESULTADOS

Masaje para bebés

out of 2 vote(s)

Puntúa esta actividad

Mueve el cursor sobre las estrellas para seleccionar una puntuación.

Beneficios para el desarrollo

Inmediatamente después de nacer el bebé empieza a responder al tacto. La primera sensación que el niño recibe es la comodidad del tacto cuando lo sostienes. Dale al niño un masaje para que disfrute del placer tranquilizador de tus manos.

Qué hay que hacer

  • Extiende la manta o la toalla sobre una alfombra suave.
  • Pon al niño boca abajo sobre la manta.
  • Ponte un poco de aceite para bebés en las manos y frótatelas para calentarlo.
  • Dale al niño un masaje suave empezando por el cuello y siguiendo por los hombros, los brazos, las manos, la espalda, las nalgas, las piernas y los pies. Hazlo delicadamente, ni demasiado suave ni demasiado fuerte.
  • Pon al niño boca arriba, ponte más aceite y repite el procedimiento.

Materiales

  • Manta o toalla
  • Aceite para bebés

Seguridad

No hagas mucha fuerza al dar el masaje al niño pues podrías hacerle daño. Asegúrate de que el niño no sea alérgico a los aceites y lociones que empleas. No toques la cara del niño para que el aceite no le entre en los ojos.